El Primer Mandatario recordó que cuando presidió la Comisión de la Libertad de Prensa de la SIP defendió ese derecho en Chile durante la época del General Augusto Pinochet y fue declarado persona no grata en Nicaragua en defensa de Violeta Chamorro.

El Presidente Juan Manuel Santos expresó este martes que en Colombia hay libertad de prensa y que pese a ser un país con muchos problemas, retos y oportunidades, los periodistas pueden cubrir esos acontecimientos sin ninguna restricción por parte del Gobierno.

Durante la clausura del sexagésimo octavo Congreso Mundial de Medios Informativos, el Jefe del Estado dijo que lleva en la sangre no solo el periodismo sino la defensa de la libertad de prensa.

“Colombia es un país con muchos problemas, con muchos retos y muchas oportunidades, pero donde los medios, los periodistas, pueden cubrir estos problemas, estos retos y esas oportunidades sin ninguna restricción por parte del gobierno”, dijo el Presidente Santos.

“Llevo en la sangre no solamente el periodismo sino la defensa de la libertad de prensa. Por eso me da muchísimo orgullo como presidente de Colombia decir que aquí hay libertad de prensa. No creo que haya un solo periodista serio en este país que pueda decir que el Gobierno lo ha censurado o le ha restringido su actividad”, explicó.

Problemas persisten

El Primer Mandatario dijo que como presidente de la comisión para la libertad de prensa de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) defendió ese derecho durante la época del General Augusto Pinochet y en Nicaragua también lo hizo a favor de Violeta Chamorro por lo que fue declarado persona no grata.

El Jefe del Estado reconoció que hay violencia y muchos grupos armados que restringen la libertad de prensa en el país y citó el reciente caso de tres periodistas secuestrados, por cuya liberación ordenó a la Fuerza Pública no ahorrar esfuerzos.

“Cuando supe del secuestro de la periodista Salud Hernández dije: esa señora ha sido una de las más duras críticas de este Gobierno, y lo dije delante de mucha gente en una ceremonia, pero precisamente por ser crítica de este Gobierno es que debemos defenderla con más vehemencia”, agregó.

Indicó que si presidiera nuevamente la Comisión de Libertad de Prensa de la SIP y lo enviaran a Colombia a hacer una evaluación del país, diría que aquí hay retos importantes, los cuales se resumen en la violencia que aún persiste en el país, las decisiones del poder judicial sobre periodistas y la concentración, buena o mala, de los conglomerados económicos en la propiedad de los medios.

Compromiso con la libertad de expresión

El Primer Mandatario rechazó de manera categórica que haya multado a un conglomerado económico, que es dueño de un medio de comunicación, porque dicho medio es crítico del Gobierno, como fue manifestado en desarrollo del Congreso.

“Una superintendencia que es totalmente independiente, multó a muchas empresas porque estaban usando su poder dominante en el mercado para cartelizarse y cobrar más por su producto, el azúcar, que ponía a millones de colombianos a pagar más caro. Se multó por esa cartelización. Esa denuncia no fue hecha en mi Gobierno sino en el Gobierno anterior, que también había multado a esas empresas por un comportamiento similar”, aseveró el Jefe del Estado.

“No debe quedar ninguna duda sobre mi compromiso por la libertad de expresión”, puntualizó.